lunes, 24 de mayo de 2010

La Falla

“Justo en donde estás pasa La Falla”, me dijo el fin de semana alguien que se dedica a la Arquitectura.


“Cuando construyeron el edificio famoso de enfrente le metieron miles de toneladas de cemento en la base para que no le afectara”.


Y lo bueno es que sigue ahí. Pero igual es curioso que por mi cuarto pasen las placas de Cocos y la Norteamericana. Y también está cerca la del Caribe. Todas se friccionan todo el día, todos los días, desde hace miles de millones de años.


Se duerme bien con masaje automático.

No hay comentarios:

Publicar un comentario