miércoles, 10 de octubre de 2012

La casa con el chango en el portón


A veces caminas por la calle y te topas con este tipo de casa y lo único que puedes hacer es plantearte ciertas inquietudes. ¿Quién vive ahí? ¿Por qué tiene a King Kong en su portón? ¿Por qué tiene una entrada de peatones de Bob Esponja?

 No todo debe tener respuestas. No siempre.

2 comentarios:

  1. Generalmente no comento en blogs ajenos porque luego peco de chismosa. Pero en esta ocasión, acabo de salir del trabajo y mientras me distraía un poco miré esta maravilla. De esas casualidades que detienen tu rutina un milisegundo y dices: wow! que buenísima onda. Me rayó en toda la madre (disculpe el léxico coloquial, es el cansancio de más de 12 hrs laborales) el King Kong en la puerta! Sea la razón que fuere; halloween, día de muertos, cumpleaños, casa de un cinéfilo excéntrico, performance o alguien que se quiere reírse del mundo. El que te encuentres eso mientras caminas por alguna otra casualidad, esto te saca forzosamente una sonrisa o de perdida el "efecto sorpresa" que por todo el bombardeo visual que cargamos como sociedad se esta perdiendo. Es una maravilla! Yo sigo extasiada y con permiso de usted, guardaré esta fotito que me hizo el día!

    ResponderEliminar
  2. Jajaja, claro que sí Wakamole.Llévate la pic. Por cierto si te contara realmente quién vive ahí yo tendría que dejar el país

    ResponderEliminar