domingo, 7 de septiembre de 2014

Las Esferas


Hay ciudades en donde las personas se tienen que esforzar para que su esencia sobresalga. Sociedades en donde el colectivo importa más que el individuo, y por lo tanto, cualquier persona que intente romper ese orden será ignorada por vociferar. 

Esta no es una de ellas.

Aquí todo es estridente. Las esferas de los otros invaden la mía. Hasta el Sol grita y hago un esfuerzo todos los días para encontrar un espacio que desvíe la agresión que viene de afuera.  Aquí hace más el que grita más. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario